Escribo para aligerar. A veces escribo compulsivamente, divirtiéndome, desahogándome, por incordiar. Pero en algunas ocasiones me pongo serio y solemne, como esos seres que quieren cambiar el mundo.

« Los archivos perdidos de los otros ofendidos | Inicio | Yo bloqueado (o La hoguera de los oportunismos) »

30/12/2014 17:48:22

10 sitios en que perdí mi tiempo durante 2014 (o La procrastinación ilustrada)

image from http://s3.amazonaws.com/hires.aviary.com/k/mr6i2hifk4wxt1dp/14123120/eccfa928-3f47-40b9-a3c0-08effc539f49.png
Internet trajo consigo la era de la procrastinación ilustrada, ese (mal)hábito de perder el tiempo consumiendo contenidos que no tiene relación alguna con lo que debemos hacer. Para ser precisos con el lenguaje, procrastinar (del latín procrastinare) no se define como perder el tiempo, sino como diferir o aplazar un tarea. Y, en esta ocasión, el diccionario ejerce justicia porque el hecho de que aplacemos una tarea laboral, académica, familiar o personal no necesariamente significa que perdamos el tiempo, que no ganamos nada, por ejemplo, conocimiento, o, en el más vulgar de los casos, cultura general.

Me propuse una última procrastinación en este 2014 con el objetivo de compartir los sitios que me hicieron perder el tiempo ganando algún conocimiento, alguno más útil que otro, y le invito a usted a evaluar cuánto del tiempo usado para procrastinar fue perdido o no, y, si le quedan tiempo libre, también comparta sus propias procrastinaciones culposas…

El orden es aleatorio y las descripciones sólo para (des)orientar.

 

1) Jot Down Magazine

  JotDownUna revista digital que se nutrió de la crisis de las empresas periodísticas españolas y Latinoamericanas. Contenido seductor que en la mayoría de los casos tiene todo lo que tiene que tener para pescar lectores: humor, interés, picardía, atinados titulares y poderosas fotografías, además de un diseño gráfico limpio y elegante que invita y permite navegar el sitio por horas con extrema facilidad. Imprime una vez al año una “revista de libros” con lo mejor del año, un libro-objeto que lleva al papel todas las virtudes periodísticas de la web. El equipo editorial se presenta muy bien: “Creemos que es posible analizar con humor las cosas serias, abordar la cultura y el ocio desde otra perspectiva y departir con sus protagonistas de forma diferente. Poder decir lo que pensamos, no lo que nos dicen que pensemos; entretener sin ser superficiales, informar sin caer en una frialdad impersonal y, por supuesto, ¡hablar de sexo!”, y cierra con el ingrediente secreto: “Hay método en nuestra locura.”

 

2) Iowa Literaria

  IowaLiteraria

Es una revista digital dirigida por el escritor salvadoreño Horacio Castellanos Moya, pero no la pongo en la lista por chauvinismo, sino porque ofrece contenido interesante y variado en torno a la literatura. Le apuesta a la creatividad tanto en los enfoques como en la escritura, y no sólo porque es la revista del programa MFA en Escritura Creativa del Departamento de Español y Portugués de la Universidad de Iowa, sino porque tiene la ambición de hacer periodismo sobre literatura, es decir, de divulgación literaria con autores que no están tan interesados en presumir sus virtudes narrativas y académicas como en desarrollar su capacidad de hacerse entender por una audiencia curiosa que gusta de descubrir, aprender a mirar y reaprender a leer. Una cualidad que aprovechamos todos es que está dirigida a personas cuya lengua madre no es el español. En sus propias palabras: “La revista pretende ser un punto de referencia sobre la literatura en lengua española que se produce en Estados Unidos y en otras regiones; también tiene el propósito de establecer puentes con la creciente comunidad hispano hablante…”

 

3) El Malpensante

ElMalpensante

Con un nombre que envidiamos todos lo que hemos soñado fundar una revista que haga cultura, El Malpensante ofrece su contenido impreso desde hace 18 años en Colombia. Llegó hace pocos años a la web, desde donde ofrece gratuitamente solo parte de su contenido de archivo, pero esa parte es suficiente para atrapar por un buen rato al más atareado de los cibernáutas. Uno encuentra artículos publicados hace varios años que no han perdido actualidad, la versatilidad es su fuerte: traducciones de artículos publicados en diversos países, crónicas periodísticas de todos los temas, columnistas de opinión, blogueros, recomendación de otras publicaciones y una espectacular sección dedicada a la reivindicación del aforismo. Las ediciones impresas son una joya por las ilustraciones que luce cada una de sus portadas.

 

4) Jesús Terrés / @nadaimporta

  Nada Importa

Llegué a Jesús Terrés buscando la receta del Gin Tonic perfecto y la encontré en la primera temporada de su blog Nada importa. Un día, él decidió borrar todos los contenidos de la primera época de aquel blog, aunque ese post fue recuperado y conservado por un blog especializado. No es que él sea un chef o un bartender, es un escritor y bloguero que se pasea (y si nos dejamos nos pasea) por las zonas más elitistas de la cultura de bienestar y la socialité: la alta cocina, la hostelería exquisita, el buen beber, las modas y muchas de esas presuntas frivolidades que los siglos se han encargado de dotar de complejidad cultural. Tiene el lenguaje y la mirada para hacernos entender y mirar, y en el peor de los casos, disfrutar la lectura. Mantiene su blog personal con enlaces a su trabajo en diferentes sitios. Y su blog Nada importa tiene segunda vida en la Revista CQ en español, donde se explica así: “Nada Importa es una colección de apuntes sobre tendencias, actitud, joie de vivre y hedonismo”. Y les dejo la introducción a la receta del Gin Tonic perfecto con la que llegó a esta lista.

Su origen se remonta a Ginebra. Donde un puto relojero alemán, aburrido de ensamblar tourbillones, inventó un sistema con el que introducir burbujas de anhídrido carbónico en el agua envasada en botellas.

¿Adivinan como se llamaba el fulano?

Johann Jacob Schweppe.

Años después un perro inglés pensó:

—Listen to me, ¿por qué no le añadimos Ginebra a este burbujeante pero aburrido mejunje?

—Got it, James!

Pero qué importa el origen.

Vamos al lío.

 La receta es lo de menos, aunque cumple su promesa.

 

5) The Clinic

The clinic

No es una revista para leer todos los días, pero viene bien cuando uno busca alimentar su concepto de sarcasmo. Se trata de un proyecto periodístico chileno con un concepto muy arriesgado que hace que los monjes del periodismo lo vean, a veces, por encima del hombro. Humor, delirio y un uso del lenguaje que pasa de largo del culto al español academicista. Así logran mantener una audiencia que busca y encuentra contenidos pensados para la procrastinación pero que también consume las investigaciones periodísticas a profundidad que cubren la corrupción política y el estado de derecho del país. Para sumar peculiaridades, el periódico se mantiene financieramente gracias a una cadena de bares que tienen muy buena aceptación en la bohemia cultureta de Santiago.

 

6) Radar, de Página 12 

Radar p12

Es el suplemento cultural del periódico argentino Página 12. Cuenta conun staff de eruditos periodistas culturales y sesudos ensayistas que se lanzan sobre diversas disciplinas del arte. Tiene la virtud de descubrirnos y describirnos artistas nuevos o redescubrir viejos conocidos bajo la luz de la erudición y la hipertextualidad. Al llegar a sus páginas uno pierde la noción del tiempo y necesita un radar para volver a tierra firme.

 

 7) Frontera D

Captura de pantalla 2014-12-30 a las 15.09.16

Otra revista digital de cuna española pero con visión transnacional. Se dedica a publicar buena lectura informativa, y va de la crónica periodística y el gran reportaje a libros digitales con profundas investigaciones o ensayos, el otro de sus géneros predilectos. También publica literatura y blogs. Tiene esquinas temáticas en Asia y África que suelen curarme la ignorancia sobre esas realidades. También tienen una apuesta plástica que vale la pena detenerse a explorar: ilustración, arte contemporáneo, arte clásico y arte en su sorprendente amplitud se hace presente edición tras edición. Periodismo siempre fronterizo y siempre en expansión.

 

8) Leila Guerriero, la bloguera y columnista

  Captura de pantalla 2014-12-30 a las 16.37.42

Leila Guerriero es una cronista de largo aliento que nos tiene acostumbrados a textos abundantes y prolijos en precisión, narrativa y una desafiante creatividad, sin embargo, tiene un pie en el texto breve como bloguera o columnista, según defina el medio y el lector (a pesar del medio). Escribe con recurrencia en El Mercurio, de Chile, en El País, de España, y en varias otras publicaciones. Versátil en temas, personal en tonos, generosa en enfoques y honesta en estilo, Guerriero es una amenaza, por ejemplo un lunes, cuando uno tendría que invertir cada minuto a lo dizque importante, pero ella aparece en el buscador como una urgencia.

 

9) Visual.ly

Captura de pantalla 2014-12-30 a las 17.08.06

Cuando uno siente esa necesidad de enterarse de algo pero no sabe de qué, uno entra a visual.ly, un sitio dedicado a las infografías en diversos formatos. Ahí uno puede interesarse por cualquier tema, cualquiera, y en breves minutos llevarse la información básica para poder tener una conversación sobre economía del siglo XIX, el funcionamiento del metro de Nueva York, el sistema bicameral del capitolio gringo, el veganismo en el mundo, la historia de la tipografía, la venta ilegal de niños o cualquier otra cosa que no le es necesaria para ganarse el pan de cada día, o tal vez, pero por pura casualidad, como lo explica uno de las infografías que ahí puede encontrar.

 

10) Kurzgesagt - In a Nutshell, el canal de Youtube

  Captura de pantalla 2014-12-30 a las 17.08.35

Ciencia, las películas. Toda la ciencia explicada con dibujitos animados. Es el canal de Youtube de un colectivo alemán de ilustradores y animadores dedicados a la divulgación científica. En su sitio www.kurzgesagt.org hay más de esto, pero con el canal de videos digitales es suficiente para gastar varios minutos al día a satisfacer las más caprichosas de sus curiosidades científicas.

***

Y dejo en 10 esta lista porque yo tenía que buscar facturas y recibos de los últimos dos años y llevo varias horas escogiendo mis distractores favoritos que por primera vez me sirven para hacer algo que quizá le resulte útil a alguien más.

Y bueno, lo que toca hoy: ¡Felices fiestas de fin de año y que el 2015 le traiga mucha procrastinación!

Comentarios

Fuente You can follow this conversation by subscribing to the comment feed for this post.

Buena selección. No sobra ninguna. Pero, ¿no me digás que no tenés tableros en Pinterest? Es el lugar por excelencia para procastinar...

No quise incluir Redes Sociales directamente porque para mí son como el aeropuerto de salida o una escala, así que solo incluí destinos finales jejeje... Gracias por el comentario, Miguel.

Verifica el comentario

Vista previa del comentario

Esto sólo es una vista previa. El comentario aún no se ha publicado.

Ocupado...
Your comment could not be posted. Error type:
Se ha publicado el comentario. Publicar otro comentario

Las letras y números que has introducido no coinciden con los de la imagen. Por favor, inténtalo de nuevo.

Como paso final antes de publicar el comentario, introduce las letras y números que se ven en la imagen de abajo. Esto es necesario para impedir comentarios de programas automáticos.

¿No puedes leer bien esta imagen? Ver una alternativa.

Ocupado...

Publicar un comentario